lunes, enero 09, 2006

INVACIONES MASIVAS Y ATAQUES REITERADOS A LA P. PRIVADA, CON EL APOYO DEL ALCALDE, POLICIA Y BOMBEROS CHAVISTAS.

(R. Cádiz/Vzla)El presidente de la Cámara Inmobiliaria Luis Vera, rechazó hoy "las acciones de invasión de inmuebles" que apoya el alcalde mayor, Juan Barreto, con apoyo de la Policía Metropolitana, informó Efe.
Vera aseguró en declaraciones a los periodistas que desde la semana pasada la cámara ha constatado "la invasión" de veinte edificios en Caracas, que se suman a otro centenar durante 2005.
"Esta es una de las situaciones más difíciles que estamos viviendo como institución. El negocio inmobiliario tiene que estar basado en el derecho a la propiedad", subrayó.
Sin detallar cifras, Vera criticó que con esta práctica se pretenda hacer frente al déficit nacional de viviendas y aseguró que en los últimos siete años, desde la asunción al poder del presidente Hugo Chávez, en 1999, "se ha construido un número de viviendas que corresponde a lo que normalmente se hacía en un año".
El alcalde Barreto decretó la semana pasada una situación de emergencia inmobiliaria que lo faculta a ocupar edificios deshabitados.
Durante un acto de entrega de esas viviendas a un grupo bomberos, el alcalde -periodista de profesión- increpó el sábado pasado a una colega de Globovisión, que buscaba que el funcionario aclarase el alcance de su decreto y la preservación del derecho a la propiedad privada.
"Tú me quieres acorralar, me pegas contra la pared (...). Te voy a decir una cosa, mi vida: ese estilo no es periodístico; yo te voy a contestar lo que me estas contestando (preguntando). Deberías volver a la Escuela de Comunicación Social donde yo doy clases", le dijo antes de increparla con un tono aún más airado.
La periodista se retiró del lugar entre gritos del alcalde, de los bomberos y otros activistas, según las imágenes repetidas por Globovisión.
Barreto diferenció entre su acción e invasiones ilegales y subrayó que "la palabra invasión hay que dejársela a los ricos", tras asegurar que se han construido campos de golf en terrenos públicos "ilegalmente invadidos por los ricos", que son los que "no respetan la propiedad privada" y a quienes han que llamarlos "ladrones", subrayó.