lunes, febrero 18, 2008

Facebook: A Big Brother Experiment?


"Robbie Harbour, Ryan Raisch y Eric Gustafson tienen tres cosas en común. Son estadounidenses, viven en Bozeman, un pueblo del Estado de Montana, y forman parte del network homónimo en la red social online Facebook. En su comunidad real, que no llega a los 30.000 habitantes, trabajan, estudian, acuden al centro comercial para hacer la compra o van al cine con sus amigos. Pero es en la comunidad virtual, que agrupa a más de 8.000 residentes en ese pueblo y sus alrededores, donde a diario intercambian información sobre su vida, gustos y aficiones.

Sabemos, por ejemplo, que Gustafson cumplió 22 años el pasado 8 de enero, que es un físico recién licenciado en busca de trabajo; que tiene una "orientación política liberal", le gustan las películas de David Lynch y se relaciona con 35 personas. Pero sería suficiente seguir su vida virtual durante una semana para conocerle casi como su madre.

Y es que los más de 59 millones de usuarios de Facebook, nacida en 2004 de la mano de Mark Zuckerberg, un estudiante que quería crear una especie de anuario del colegio, corren el riesgo de estar siendo espiados o estudiados. Porque el sentido de este lugar de encuentro virtual es precisamente el intercambio de experiencias reales. Muy pocos mienten o se registran bajo nombre falso. Así lo hace también la mayoría de sus más de 220.000 usuarios españoles. ¿Es de Madrid y desea hacer amigos? ¿Estudió en la Universidad de Granada en 1982 y quiere localizar a sus antiguos compañeros? Facebook pretende ser una "herramienta para descubrir a la gente que nos rodea".

A la hora de crear un perfil, los usuarios pueden agregar, bajo su responsabilidad, información personal detallada, desde un currículum vitae hasta sus hábitos alimenticios. Pero así pueden también empezar los problemas. Porque los datos que se suelen considerar confidenciales se convierten de repente en información pública. Si se considera, además, que esos hábitos pueden marcar unas pautas, por ejemplo, en el comportamiento de la población universitaria, se convierten también en material sociológico muy valioso.

"Facebook no tiene la obligación de adaptar su política de privacidad a la ley española porque no procesa los datos en España", explica el abogado Alonso Hurtado, del estudio X-Novo. "

Vía El País . Muy recomendable, del mismo rotativo a través del cual di con la anterior noticia, ésta de hoy sobre la casi imposibilidad de darse baja de Facebook.

Son millones los usuarios de esta 'red social', pero ¿sabemos realmente dónde nos hemos metido? ¿Hasta qué punto esto es un Gran Hermano más que en ciernes? Ahí queda la cosa, pero realmente asusta.. En cualquier caso debemos tener en cuenta que la afiliación a Facebook es estrictamente voluntaria por parte de los usuarios, y Facebook es una empresa privada.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

1. La gente es imbecil, no lee los contratos que firma. Los contratos que ofrece Facebook a sus clientes son un timo, alla ellos, es su decision y su problema.
2. Facebook es una empresa privada, no se mete con nadie, no roba a nadie, ofrece un servicio y hay gente que lo valora y lo acepta, cosa suya, son ellos los que prostituyen su vida alo show de truman. Es vergonzoso que no sepan lo que han firmado ni donde se han metido, en cuanto se enteren de la politica de datos de Facebook practicamente todos se arrepentiran. Pero eso solo les afecta a ellos asi que a mi me da igual. No voy perder mi tiempo en explicarles que antes de darle a 'acepto las condiciones' suele ser bueno leer las condiciones.

3. El problema es que los que no queremos que nos vigilen, espien, analicen, metan en bases de datos automatizadas y hagan perfiles sobre nuestra vida que ocupen miles de paginas somos espiados constantemente por el estado, todos los sistemas de telecomunicaciones, desde telefonos a internet estan pinchados desde hace muchisimo tiempo, y los datos van directos a bases de datos gigantes.
Los informes de 2 paginas del FBI que salen en las peliculas son una broma pesada, hoy dia pueden tener tomos enciclopedicos sobre ti. El problema es el estado, si hay imbeciles que quieren prostituir su vida a lo show de truman, alla ellos, pero a mi que no me metan.

Y estos 200.000 idiotas que entregan sus datos privados a bases de datos gigantes sin saberlo, votan, antes de que digas nada ya tienes encima 800.000 berridos, "Beeeee Beeeee", ante esa masa gigante de borregos, mas los que se estan construyendo en las fabricas (los colegios tienen mas en comun con cadenas de montaje industriales que con 'centros de aprendizaje'), la perspectiva es muy pesimista.
PS: Los del Pais, como de costumbre, unos hipocritas de libro.

Anónimo dijo...

Digo que tienen la capacidad tecnica de hacerlo, otra cosa es que sean funcionarios, yo, al no tener informacion clasificada, me pongo en el peor caso posible, analizar la capacidad tecnica que tienen y calcular hasta donde podrian llegar con eso, otra cosa es que sean unos inutiles y no sepan organizar los recursos que tienen eficientemente.

Libertarian dijo...

Sí, desde luego es fundamental hacer la precisión sobre el carácter privado de la entidad Facebook. Gracias por remarcarlo 'anónimo'.

Stewie Griffin dijo...

Pues yo que lo poco que lo usaba era básicamente para conocer tias...

GUILLE da MAUS dijo...

De Facebox se dice de todo. Recuerdo que por motivo de las marchas contra las FARC animadas justamente desde Facebox, dijeron que esta red fue organizada por la CIA. Simplemente hay gente que no puede tolerar ni el exito de una idea como Facebox, ni su propia torpeza e irreflexion al publicar sus cosas personales en redes abiertas.