lunes, abril 17, 2006

PROFECÍAS SOBRE ZAPATERO: UN DESCUBRIMIENTO

De la misma manera que hay gente que ha visto en los escritos de Nostradamus la anticipación perfecta y evidente de todo cuanto en la Historia ha acontecido, he de deciros que yo he encontrado el texto en el que aparecen recogidas todas y cada una de las andanzas del ilustre Zapatero.
¿Dónde? Os preguntaréis… Pues bien, nada más y nada menos que en el manifiesto que escribiera el gran Tristán Tzara bajo el nombre “Manifiesto dadaísta”.
El dadaísmo, o Dadá, surge como expresión de un grupo de desertores morales de la I Guerra Mundial. Se funda oficialmente en Zurích, en el Cabaret Voltaire, y pronto se extiende por EEUU y el resto de Europa, donde engrosará sus filas con disidentes expresionistas y se comprometerá con los espartaquistas (comunistas). Artísticamente, el dadaísmo significó la negación absoluta de todo, la duda sistemática. La negación de la lógica y de la cultura. Entre sus obras más emblemáticas destacan “Rueda de bicicleta” (una rueda encima de un taburete) y “la fuente” (arriba a la dcha).
Cojamos entonces el manifiesto de Tzara y descubramos en él de dónde viene y a dónde va el Sr Zapatero:

¿Qué es dadá? Podemos empezar a preguntamos: “Dada no significa nada (…) La simplificidad activa (…) Toda forma de asco susceptible de convertirse en negación de la familia es Dada; la protesta a puñetazos de todo el ser entregado a una acción destructiva es Dada; abolición de la memoria: Dada; abolición del futuro: Dada; confianza indiscutible en todo dios producto inmediato de la espontaneidad: Dada; la abolición de la lógica, la danza de los impotentes de la creación es Dada” Ahora repitámonos; ¿qué es dadá? Y responderemos juntos y al unísono: Dadá es Zapatero, Zapatero, Zapatero.
¿Y qué es lo que más le gusta hacer a Zapatero? Pues si el otro día hablábamos de nadas campanudas, el manifiesto nos dice: “irritarse y aguzar las alas para conquistar y propagar muchos pequeños y grandes a, b, c, y afirmar, gritar, blasfemar, acomodar la prosa en forma de obviedad absoluta, irrefutable, probar el propio non plus ultra y sostener que la novedad se asemeja a la vida como la última aparición de una cocotte prueba la esencia de Dios”. La cosa no termina ahí y sigue: “estoy contra la acción y a favor de la contradicción continua, pero también estoy por la afirmación. No estoy ni por el pro ni por el contra y no quiero explicar a nadie por qué odio el sentido común”. Si alguien lo ha visto mejor sintetizado en otra parte, deje un post indicándolo, por favor. ¿Y qué me dicen de esta? ¿No la clava?: “La lógica es una complicación. La lógica siempre es falsa. Ella guía los hilos de las nociones, las palabras en su forma exterior hacia las conclusiones de los centros ilusorios
Si le preguntásemos a Zapatero qué es lo que ha hecho en estos dos años, no me diréis que no podría responder, de ser sincero, cosas como: “Yo destruyo los cajones del cerebro y los de la organización social: desmoralizar por doquier y arrojar la mano del cielo al infierno, los ojos del infierno al cielo, restablecer la rueda fecunda de un circo universal en las potencias reales y en la fantasía individual” Destruir, destruir y destruir todo lo que se había encontrado construido. Han sido dos años marcados por “el amor por lo nuevo, que es una cruz simpática que revela un amiquemeimportismo, signo sin causa, frágil y positivo”.
¿No os imagináis a Zapatero, con la mirada perdida y aires de visionario diciendo:“He ahí un mundo mutilado y los medicuchos literarios preocu­pados por mejorarlo. Yo os digo: no hay un comienzo y nosotros no temblamos, no somos unos sentimentales. Nosotros desgarramos como un furioso viento la ropa de las nubes y de las plegarias y preparamos el gran espectáculo del desastre, el incendio, la des­composición (…) Preparamos la supresión del dolor y sustituimos las lágrimas por sirenas tendidas de un continente a otro. Banderas de intensa alegría viudas de la tristeza del veneno. DADA es la enseñanza de la abstracción; la publicidad y los negocios también son elementos poéticos”? O: “Todo hombre debe gritar. Hay una gran tarea destructiva, negativa por hacer. Barrer, asear. La plenitud del individuo se afirma a continuación de un estado de locura, de locura agresiva y completa de un mundo confiado a las manos de los bandidos que se desgarran y destruyen los siglos. Sin fin ni designio, sin organización: la locura indomable, la descomposición
Y si le preguntamos al manifiesto por los planes futuros de Zapatero, ¿tendrá respuesta? Pues sí, sí que la tiene: “Nos hacen falta obras fuertes, rectas, precisas y, más que nunca, incomprensibles”.

El dadaísmo murió en 1923 víctima de su propia dinámica, de las desavenencias entre sus miembros y del cansancio del nihilismo y la burla que llevaba dentro de sí. ¿También en esto será Dadá profético?...

6 comentarios:

vitio dijo...

Qué desastre de gobierno.
Qué desastre de presidente.
Qué desastre de ministros.
Qué desastre...
Saludos!!!

sarmion dijo...

Curioso artículo, la verdad es que todo encaja a la perfección...
Enhorabuena.

Anónimo dijo...

Tiene aquí el Sr Rajoy un buen arsenal de metáforas para soltar en el Parlamento. Sin duda, mucho mejores que aquella del bobo solemne.
En cuanto a la pregunta que dejas abierta al final, yo creo que aun nos queda mucho ZP por aguantar. El alto al fuego de ETA le va a beneficiar y mucho. Y el PP no tiene contra eso nada que hacer: si se calla malo, y si critica la política antiterrorista se le mira mal. Lo siento por el sr. Rajoy que me da que como no gane en esta le largan.
Un saludo

DIVINO FRACASO dijo...

Magnífico artículo. Permítame que me tome la libertad de enlazarle.

DonCorleone dijo...

Muchas gracias, Miguel. Un placer.

Anónimo dijo...

Doncorleone eres un genio, has dado en el clavo como siempre. No se puede describir mejor al personaje.
Saludos