sábado, marzo 01, 2008

ROCK, ¿y un grammy?, para una Revolución /Ron Paul (y UDE) en LibertadDigital



Aimee Allen, famosa cantante y compositora norteamericana de Los Ángeles, en cuya trayectoria destaca la canción "Revolution" aparecida en MTV y empleada en una serie de televisión y una banda sonora cinematográgica, y responsable musical de la banda sonora de "Hairspray", ha hecho oficial su apoyo a la candidatura y las ideas de Ron Paul con una canción que ha compuesto ex profeso, 'Ron Paul Revolution Theme'. Aquí, el vídeo no oficial del tema, y atención porque se espera vídeo oficial aún. ¡Esto realmente merece un grammy!


"RON PAUL REVOLUTION THEME"
Wake up! Good morning America! Rise and Shine....

Ron Paul!
Save our constitutional rights
Ron Paul!
We're not gonna give up the fight
Ron Paul!
Start a revolution
and break down illegal institutions

We don't want no war no more
bring our boys home to our shores
We don't want big government
Or the Bilderberg group that pays for it

The Federal Id means a police state
and Mr. Jefferson's rolling in his grave
when our names turn to numbers like 666
according to the gospel on implantable chips

Chorus

The Patriot Act took our liberties
And there's no judge and no jury
Tapping our phones, breaking down our doors
waging on the people a civil war!
We work 3 jobs and bring home no pay
The IRS takes it all away
and we struggle, slave to pay the rent
So, Ron Paul for President
----

La noticia que dábamos estos dos últimos días de Ron Paul enfrentándose a Bernanke en la sesión de la FED ante el Congreso ha encontrado eco en el principal periódico online de España, Libertad Digital con referencia a este blog:

"El congresista republicano Ron Paul, que compite en la carrera presidencial para ocupar la Casa Blanca, deja en evidencia los argumentos económicos del presidente de la Reserva Federal de EEUU (Fed) para rebajar tipos. Paul afirma que en los dos últimos años la masa monetaria (M3) ha crecido en EEUU un 42 por ciento y culpa a la Fed de la elevada inflación. Bernanke reconoce su respondabilidad, aunque se escuda en que la relación entre ambas variables no es "perfecta".

El valor del billete verde bate, últimamente, récords de mínimos históricos con respecto al euro, y aún más en relación con el oro. Las causas esgrimidas para justificar tal depreciación suelen referirse al alza del crudo y los efectos de la crisis de las hipotecas subprime en EEUU.

La restricción del crédito que vive el mercado financiero internacional ha servido como excusa para que la Fed haya aplicado una agresiva política monetaria centrada en sucesivas rebajas de tipos de interés.

Como resultado, el dólar ha perdido gran parte de su valor en el mercado de divisas: El euro continuó hoy su escalada frente al billete verde y se mantuvo muy por encima de la marca de los 1,51 dólares. Bernanke parece haber asumido, por fin, parte de su responsabilidad en esta materia.

Y ello, gracias al incisivo análisis económico y financiero efectuado recientemente por el congresista republicano Ron Paul, que también opta como candidato para liderar el Partido Republicano de cara a las elecciones presidenciales en EEUU.
[..]
Tras su intervención, Bernanke admite su responsabilidad, aunque con matices. “Usted está en lo correcto cuando habla de relaciones, hay relaciones entre el dólar y la inflación doméstica, y entre la oferta de dinero y la inflación, pero son relaciones no perfectas”. Por ello, el presidente de la Fed afirma que su responsabilidad se centra en la tasa de inflación doméstica”, y ésta se situó en 2007 entre el 3,5 y el 4 por ciento.

Pese a entender la argumentación de Paul sobre volver a adoptar un patrón oro, Bernanke se esquiva en que tal cuestión corresponde “al Congreso de EEUU. No es mi cometido”, recuerda.

Sin embargo, Paul argumenta que los precios industriales (PPI) están creciendo a una tasa interanual del 12 por ciento, lo cual “no parece una buena referencia para la estabilidad de precios”, ya que se acabará por trasladar a la inflación.

“Estoy de acuerdo”, indica Bernanke, aunque se escuda en que la evolución futura dependerá “del precio del petróleo”. Cuanto más se estabilice (algo que no tiene visos de suceder en el futuro próximo), “mejor serán las previsiones” de IPC. Pese a ello, Bernanke acaba por reconocer que si el alza del crudo comtimúa será "difícil mantener una inflación baja". Estoy de acuerdo”, concluye.

En el trasfondo del intenso debate mantenido en el Congreso de EEUU por Paul y Bernanke, recogido en el blog Asociación Liberal UDE, planea el riesgo de que la economía estadounidense sufra los temidos efectos de la estanflación (estancamiento económico e inflación), que puso contra las cuerdas al crecimiento norteamericano durante la década de los 70."